Estos llamados vampiros publicitarios se aprovechan de los compradores que navegan por internet a altas horas de la noche, mediante estrategias publicitarias para estimular las compras, que ya sea por problemas de ansiedad, insomnio o problemas de salud mental, los hace excelentes candidato para ser conducidos a compras compulsivas por internet.

Los encargados de este tipo de estrategias en horarios entre las 22:00 y las 5:00 horas ponen en marcha sus mejores cartas para persuadir de manera inconsciente al internauta y convencerlo de adquirir productos que no tiene en mente comprar, esto lo hace posible la situación de vulnerabilidad en la que se encuentra durante esas horas de desvelo en donde su prudencia y buen juicio puede estar comprometidos.

Estudios recientes estiman que es más probable ser sugestionado en momentos donde no se puede conciliar el sueño y sí a esto le agregamos el estrés generado por el distanciamiento social y la situación global actual, las personas se vuelven más vulnerables al consumismo digital. Esto ha llegado a oídos de muchas compañías publicitarias que han cambiado sus campañas de marketing para enfocar sus campañas hacia este sector en desventaja, aplicando estrategias como enviar correos electrónicos ofreciendo promociones de sus productos durante las horas nocturnas.

Se ha registrado un aumento en el número de compañías que aplican estas estrategias publicitarias en horas de madrugada como Gap, Amazon, Easyjet, etc. Incluso en algunos países esta tendencia ha generado interés en los especialistas en salud mental quienes sugieren establecer medidas de protección para las personas con problemas para dormir.

Compras compulsivas y su relación con horarios nocturnos

Según un estudio de la compañía Británica de pagos con tarjetas de crédito Barclaycard, una de cada 3 personas tiene más tendencia a comprar por Internet en horas nocturnas. Debido a esta tendencia que ha ido en aumento las compañías de pagos con tarjeta y ventas en línea, se ocupan de analizar los hábitos de compra de sus clientes y al presentar un marcado aumento en esos horarios, estos ofertan oportunidades para captar y convencer a este sector que se presenta como más fácil de persuadir.

Algunos de los resultados que arrojó el análisis de los hábitos de consumo de la mayoría de clientes de esta compañía es que gastan al menos 42 minutos cada semana en navegar en Internet durante la noche siendo las 22:00 horas el momento donde se registra mayor actividad. Estos compradores nocturnos por lo general pueden padecer de ansiedad o simplemente no pueden dormir.

Entre los productos más adquiridos por estas personas se cuentan zapatos, joyería y ropa. Otros piden servicio de comida a domicilio, así como hay algunos que se anticipan a la temporada de vacaciones e investigan cuáles son las mejores ofertas en vuelos y hospedajes. Además de productos muchos también optan por adquirir servicios streaming para disfrutar de series y programas de televisión. En el sector de la belleza hay muchas mujeres que compran maquillaje y productos para el cuerpo.

Además esta tendencia se ha observado a nivel global, pasando a convertirse en algo habitual, pero esto nos lleva a preguntarnos ¿Cuáles son las causas asociadas a este fenómeno?

Una de ellas son los métodos de pago flexibles que ofrecen los sitios al realizar la compra por internet, así como la expansión acelerada de empresas que incluyen entrega de sus productos a domicilio, además de que de esta manera se puede acceder a productos que en ocasiones no están disponibles en donde reside el comprador. Otro factor importante es la confidencialidad que este tipo de compras proporcionan durante su experiencia, ya que muchos compradores se animan por productos que no comprarían en una tienda físicamente.

Otro motivo ya más en el ámbito personal es que a nivel del organismo humano, la voluntad que tienen estas personas para controlar sus impulsos se va reduciendo y es afectada durante la noche, momento durante el cual están solas y son más vulnerables a la influencia externa.

En general está bien ver todas las opciones y ofertas que se nos presentan como consumidores, pero siempre considerando sí realmente se necesita el artículo que se va a adquirir y sí se está en posibilidades de comprarlo, ya que muchas de estas facilidades de pago pueden dar la falsa sensación de que no se tienen que cubrir elevados importes; por lo que a corto plazo, mantener esta conducta puede generar que esto se convierta en una adicción que puede desencadenar problemas económicos y deudas.

Muchos compradores nocturnos presentan una sensación de arrepentimiento luego de haber hecho la compra la cual no puede ser anulada ni devuelta una vez adquirido el producto o servicio, así que te recomendamos checar todos los términos de la compra y los canales de atención al cliente de la página, así como de que sea confiable y que tus datos estén protegidos, para que tus compras sean verdaderas oportunidades y no se conviertan en las pesadillas de tus desvelos.

Con información de curiosidades hoy.