Maya Angelou falleció el 28 de mayo de 2014, hoy, en su aniversario luctuoso te platicamos sobre ella.

Fue violada, maltratada y herida por circunstancias de la vida; sin embargo, nunca se rindió. Poco a poco y con mucho esmero, Maya Angelou, construyó un mejor mundo desde sus letras, películas, música, política y más.

Marguerite Ann Johnson, nacida en St. Louis en 1928, creció entre las ruinas de un matrimonio roto; fue abusada sexualmente a los siete años de edad, lo cual le generó un trauma psicológico que la dejó muda por 5 años. Al convertirse en madre, tras la Segunda Guerra Mundial, se dedicó a la prostitución y al baile nocturno para sobrevivir; pero en su época dorada, se hizo escritora, productora, actriz, compositora, periodista, guionista y demás.

En 1951, después de haberse casado con Tosh Angelos (músico amateur de origen griego), ingresó al mundo del espectáculo. Fue bailarina y cantante bajo el apodo de Maya Angelou. Posteriormente, estuvo en París, donde conoció al esquivo James Baldwin, figura emblemática de la literatura negra. Fue así como despertó su pasión por la defensa de los derechos de la comunidad afroamericana.

Seguidamente, trabajó con Martin Luther King y formó pareja con el activista sudafricano Vusumzi Make, lo que le permitió contemplar en primera fila el proceso de la independencia de los estados africanos. Efectuó documentales para la National Educational Television y en 1969 publicó su primera autobiografía (I know why the caged bird sings), que le proporcionó renombre y fama.

Por otro lado, con el paso de los años, Angelou, se vio envuelta en infinitas controversias, literarias y políticas. A los ochenta años ejerció como profesora universitaria y conferencista. En 2011 fue condecorada con la Medalla Presidencial de la Libertad, otorgada por, el entonces presidente de EE.UU., Barack Obama, que demostraba su gran influencia social, cultural y política.

Desafortunadamente, Maya Angelou falleció a los 86 años; sin embargo, siempre será recordada por alcanzar una popularidad inimaginable para cualquier escritora perteneciente a una minoría. Así como también por su obra, trabajo y su esfuerzo por construir un mejor planeta.

Con información de Culturizando (Braulio Coronel).