¿Por qué es importante la fibra en la dieta? Porque hace que te sientas lleno más rápido y evita el estreñimiento.

La fibra de los alimentos da volumen a tu dieta, además pasa a través de los intestinos rápidamente porque el cuerpo es incapaz de digerirla. En ocasiones puede ayudar a reducir tu nivel de colesterol y el riesgo de enfermedades del corazón, así como de obesidad y diabetes.

De acuerdo a la Academia de Nutrición y Dietética de Estados Unidos, las mujeres deben obtener 25 gramos de fibra todos los días, y los hombres 38 gramos. Pero, sólo el 5 por ciento de las personas cumplen con esta recomendación.

Solo necesitas poco de esfuerzo, y con esto podrás alcanzar esta meta saludable comiendo una variedad de alimentos ricos en fibra en lugar de depender de los suplementos.

Esta es una buena idea porque obtienes los otros nutrientes de las comidas, ya sea vitaminas, minerales y más.

Come verduras

Las verduras son una fuente importante de fibra, algunas más que otras. Éstos incluyen hojas, verdes crudos, y crucíferas como el brócoli y las coles de Bruselas. Dependiendo de las verduras, se puede disfrutar de crudo o cocido.

Las legumbres como lentejas, guisantes secos y todo tipo de frijoles son otras buenas fuentes de fibra; muchos incluso contienen una cierta proteína, sustituyendo a la carne.

Y, por supuesto, no te olvides del pan integral y las pastas, panecillos de salvado, arroz integral e incluso palomitas de maíz.

Prueba nueces y semillas

Las nueces y las semillas también añaden fibra a tu dieta. Sólo fíjate bien en las cantidades, ya que son muy densos en calorías.

Come frutas frescas y secas en tu lista

Añade frutas a tu dieta. Las manzanas y peras con todo y su piel son buenas opciones. También es recomendable que pruebes pasas y ciruelas pasas.

No te olvides de los cereales.

Come cereales calientes como la harina de avena y cereales fríos como hojuelas de salvado de trigo, proporcionan grandes cantidades de fibra.

Te cuidado ya que acelerar tu consumo de fibra demasiado rápido puede causar gases e hinchazón.

Los expertos recomiendan que empieces a consumirlas poco a poco, aumentando gradualmente la cantidad que comas todos los días.

Con información de Selecciones Reader’s Digest.